Cosmopolitan Barcelona*
Cosmopolitan Incentives

Creando experiencias únicas
en Estados Unidos

Grand Canyon, una de las maravillas naturales del mundo

Grand Canyon, llamado en Español el Gran Cañón del Colorado, es una vistosa y escarpada garganta excavada por el río Colorado en el norte de Arizona, Estados Unidos. El Cañón está situado en su mayor parte dentro del Parque Nacional del Gran Cañón, uno de los primeros parques naturales de los Estados Unidos.

El cauce del río Colorado, socavó el terreno durante millones de años. Tiene unos 446 km de longitud, cuenta con cordilleras de entre 6 a 29 km de anchura y alcanza profundidades de más de 1.600 m.

La mayor parte de las rocas sedimentarias que se pueden observar en el Gran Cañón van desde los 2.000 hasta los 230 millones de años de antigüedad.

El choque de las placas tectónicas elevó toda la región formando la gran meseta del Colorado que ahora yace 2100 a 2750 metros por encima del nivel del mar. El Río Colorado fue formando lentamente un cauce para sus aguas y erosionó el terreno durante miles de años, atravesando numerosas capas sedimentarias. Eventualmente el río esculpió este canal de una milla de profundidad que hoy se conoce como el Gran Cañón. El río sigue en la actualidad erosionando activamente su cauce, sacando a la luz rocas cada vez más antiguas: El resultado de esta erosión son unas de las más completas columnas geológicas del planeta.

Existen muchas maneras de disfrutar el hermoso paisaje del Gran Cañón, desde contemplar los 2.134 metros sobre el nivel del mar desde sus muchos miradores, hasta caminar sobre el impresionante Skywalk, una pasarela con el suelo de cristal suspendida sobre el vacío a 1.200 metros de altitud.

El Gran Cañón no solo se visita, también  queremos que lo vivas de manera más intensa: adentrarnos en el mismo a bordo de una pequeña avioneta, recorrer su interior en helicóptero, surcar en barca el Río Colorado, adentrarse en el fondo del valle caminando o en mula y finalmente comer en un lugar único la comida preparada por los indígenas del lugar…

Una experiencia única es admirar el amanecer o atardecer y contemplar los cambiantes colores en las paredes del cañón, uh placer único para los sentidos.